Me pilla el toro señores, me pilla y no me da la vida, pero bueno, por unos días de retraso tampoco me vais a poner la cruz, verdad?

Apiadénse de mí que hace poco les conté lo del estrés y la cosa por más que lo intento no mejora gran cosa.

Mi peque sigue haciendo un montón de cosas, la más emocionante de todas, el gateo. La velocidad va en aumento y está encantada con esta nueva habilidad, viene a buscarme a la cocina, se acerca gateando a la gente que viene a casa, está como loca! Y nosotros… jejeje llenando cubos de babas!!

gateando

Ahora ya no se asusta si se queda sola un momento, aunque no haya nadie con ella, ya entiende, o eso creo yo, que vamos a volver, que va a ser un minuto y volveremos a su lado, así que se queda tranquila y 0 lágrimas.

Le encanta el columpio, disfruta muchísimo y cuando la saco llora de pena, pobre mía! Pero claro, hay que volver a casa, es lo que hay…

Cuando llega la hora de comer abre la boca que da gusto y ya come de casi todo, carne, pescado, frutas, eso sí, su plato favorito son: los trozos de pan y los aspitos!! El otro día le dimos agua de un vaso y lo que disfrutó!

bebiendo

Tiene unos ojos grandes y preciosos que cada vez que la veo me la quiero comer enterita, verdad que es difícil resistirse?

IMG_20140508_141943También intenta ponerse de pie, ha empezado a dormir boca abajo, algo que hasta ahora no había hecho nunca y ha superado el miedo que tenía a quedarse sola, ahora ya es capaz de entretenerse solita mientras juega, tampoco la dejo mucho rato, pero al menos aguanta y yo puedo salir de la habitación.

Ah! Y a los dos dientes de abajo tenemos que sumarle los dos de arriba, les ha costado salir y le han dolido muchísimo pero ya están fuera y está aún más graciosa, pero no hay foto porque no se deja tan fácilmente.de paseo

Sigue haciendo muchísimas pedorretas, con las que a veces nos baña en fruta, empieza a prestar atención, empezamos a decirle a las cosas que no y pobrecilla pone unas caritas de pena…

La matronatación sigue siendo uno de los mejores ratos de la semana para ella y el buceo ya es una de sus especialidades 😉

La siesta, a veces más larga y a veces menos, es una rutina que esperemos que no abandone y de la que despierta completamente grogui, tarde un buen rato a volver a ser la misma.

En fin! Seguro que me dejo cosas

 

 

 

 

Anuncios