La pequeña princesa de la casa ya tiene 18 meses!!! Y durante este último mes nbo ha parado de hacer cosas nuevas, lo que nos reímos con ella!

Le gusta más tirar besos que darlos, eso sí, como Papáboom se me acerque ahí está ella para venir a recibir y a repartir.

Le gusta participar en todo, aunque el otro día la llevamos por primera vez al teatro y ni se movió, estuvo toda la obra sin pestañear y sin mover ni un músculo, se ve que alucinó bastante pero justo ese día que además la dejaban participar, nada de nada.

Continúa queriendo comer sola y aunque a veces ensucia más de lo que me gustaría, la verdad es que da gusto verla, qué apetito tiene!!

Sigue repitiendo las cosas que le decimos pero lo que más hace es hablar y hablar en su propio idioma, ya nos dice bye-bye!

Empieza a hacerle caso a juegos a los que antes no les daba importancia, o juegos que antes hacíamos nosotros y ahora ya los intenta hacer ella.

Le flipa que le cantemos canciones con gestos, cuando lo hacemos le pide a todo el mundo que lo haga, incluso sino lo hacemos nos coge las manos para que las movamos y ahora baila con cualquier tarareo, menuda marcha!!

Creo que nunca os he hablado de su obsesión por las latas, el caso es que cuando empezó a gatear me daba miedo que empezase a abrir cajones y que la liase parda, el caso es que hay un armario en el que guardo cosas con las que no me importa que juegue y me da igual que esté siempre desordenado, este armario está llena de cajas, latas, bricks y rollos de bolsas de basura, lo que le gusta sacar latas, llevárselas a su cocinita, volver a colocarlas, ponerlas detrás de la puerta, volver a guardarlas, tanto le gusta que pasa del resto de armarios y cajones de la casa, menudo acierto!! Los rollos de bolsa de basura los coge y se desliza apoyada en ellos por toda la casa.

Me estoy dando cuenta que todos los meses me dejo algo… qué desastre! Y es que en cuanto escucha el timbre sale corriendo hacia la puerta y cuando abrimos el telefonillo se queda esperando en la puerta y me pide que la abra, eso sí, ella se asoma y se queda allí hasta que ve quién viene.

Le encanta sentarse en todas partes, en cuanto ve algo que le puede servir para descansar, ahí que planta el culo, el otro día de paseo no se quería mover del banco y luego no había quien la moviera de la acera.

Un avance que me traerá problemas es que ya abre las puertas, así que la de casa siempre cerrada por si acaso y bueno, teniendo aún más ojos vijilándola porque cuantas más habitaciones, más riesgo y yo solía cerrar la de las habitaciones a las que no me interesa que entre…

Parece que su amor por el chupete se ha relajado, veremos cuánto le dura.

Nada más llegar a casa empieza a quitarse el gorro, la bufanda y el abrigo y luego va a por tí! Empieza a tirarte de la bufanda y del abrigo para que espabiles! jajaja Y bueno, como le dias que nos vamos a la calle, se va al armario, coge lo tuyo y lo suyo y te lo planta en la puerta 😉

¿Qué os parece? ¿Qué era lo que más os sorprendía de vuestros peques?

Besos y feliz día!

Décimo quinto y décimo sexto mes

Décimocuarto mes

Décimotercer mes

Duodécimo mes

Undécimo mes

Décimo mes

Noveno mes

Octavo mes

Séptimo mes

Sexto mes

Quinto mes

Cuarto mes

Tercer mes

Segundo mes

Primer mes

Anuncios