Llevo varias semanas escuchando hablar de #BesosLibres a mi querida Martikas, a Segundos Pasos y otras mamis, aunque la iniciativa parte de Bea, mamá de dos. La verdad es que he querido sumarme a esta iniciativa que pretende concienciar a los padres para que no obliguen a sus hijos a besar a nadie si no quieren porque últimamente lo estoy experimentando y ya se sabe que cuando a uno le toca de cerca…besos

Y ahora debo empezar diciendo que yo le pido besos a mi pequeña a diario, no todo el rato pero no hay día que no lo haga, a veces me los da y otras veces me dice que no, en ese caso yo no hago nada, ni me pongo triste, ni le digo que por qué no ni nada, pero con esta iniciativa me he dado cuenta de que si ella quiere vendrá y me lo dará igual que viene y me abraza porque sí y nunca tengo que pedírselo, porqué es diferente con los besos?? No volveré a pedirle besos.

Tampoco suelo decirle que bese a la gente, amigos o familiares, si acaso se lo pregunto y si dice que no pues perfecto. Pero me da rabia que la gente se los pida y encima se enfaden cuando la niña decide no hacerlo, cosa que me parece bien, siempre pienso que sus motivos tendrá y sino le apetece, porqué obligarla?

Estoy convencida de que besar es un acto voluntario y pertenece a nuestra intimidad; nunca debería ir acompañado del chantaje, la presión, el insulto, el soborno o la intimidación… besoklimt

Y por si me quedaba alguna duda leí este artículo, creo que es un gran resumen.

En uno de los párrafos explica: “existen cuatro motivos para enseñar a los niños a no besar a desconocidos. En primer lugar, por una cuestión de respeto, ellos son dueños de su cuerpo y deben decidir cómo demostrar su afecto. Después, porque para ellos un beso no es una simple muestra de cortesía sino algo íntimo e importante. En tercer lugar porque “a ella no le gustaría que la obligaran a hacerlo” y, para terminar, por seguridad.” Estoy muy de acuerdo con lo que dice y desde luego a mí me ha hecho reflexionar.

Me da igual que me digan que es tímida, que no es cariñosa, pienso hacer oídos sordos a todo este tipo de comentarios. Tanto Papáboom como yo somos cariñosos, entre nosotros y con la niña, nos abrazamos y besamos a cada momento y no pensamos obligar en ningún momento a la niña a que lo haga en contra de su voluntad.

Podéis sumaros a la iniciativa #BesosLibres escribiendo un post, comentando los que ya se han escrito o comentando en Twitter 😉

¿Qué os parece la iniciativa?

Anuncios