Ya os dí el tostón con el post sobre el segundo bebé pero que la fecha de la llegada de Martín esté cada vez más próxima lo único que hace es acrecentar mis dudas y temores ante la reacción de Daniela cuando vea que no es la única que recibe nuestras atenciones.

Supongo y quiero pensar que al principio se mostrará fascinada, interesada incluso y más adelante quizás aparezcan los celos, se muestre más desinteresada y quiera tener a su mamá sólo para ella. Aunque no sé si en vez de apego va a mostrar completo rechazo. Es una niña con mucho carácter y sobre todo con las ideas muy claras, aunque también es muy obediente y cariñosa.

No suele hacer cosas para llamar nuestra atención pero no descarto que pueda salir por ahí en un momento dado. Así que, para intentar que la peque lo lleve lo mejor posible y que las cosas en casa no se desmadren hemos pensado poner en práctica y sin excusas varias cosas:

1. Durante el embarazo ya le hemos ido explicando lo que iba a pasar, además también utilizamos un cuento, y ahora lo que hacemos es ser un poco más insistentes.

2. Me he propuesto pasar un tiempo a solas cada día con ella, jugando o dibujando, que a ella le encanta, incluso hasta que haga frío jugar con ella en el parque. Será fundamental que Papáboom pueda ayudarme, pero aunque no esté creo que es importante intentarlo.

3. Que la peque esté integrada en las tareas del bebé, bañarle, quitarle los gases, cambiarle, creo que con pequeños gestos podemos hacer que no le vea como un intruso.

4. No obligarla. Es decir, si la peque quiere hacer justo lo contrario y no le apetece ayudarnos a cuidar a Martín, entonces le daremos su espacio y esperaremos a ver cómo reacciona.

Qué otros consejos me dáis las expertas, bimadres, primerizas, etc?

Anuncios